ObamaWORLD

miércoles 19 de mayo de 2010

Las primarias son un invento magnífico y en España nos vendrían de perlas

Hoy me tocaba post sobre las primarias de ayer en Estados Unidos. Pero Roger Senserrich ya lo cuenta todo muy bien aquí (¡gracias!). Me lo ahorro.

Aprovecho para contar por qué las primarias me parecen un método magnífico para mejorar la política española.

1. Abre los partidos. En Estados Unidos sólo hay dos grandes partidos. Las opciones de los votantes parecen por tanto más limitadas que en España, donde hay más. No es así gracias a las primarias. A unas primarias se presentan personas distintas, con opiniones diferentes, pero del mismo partido. Ayer fue un buen ejemplo. Sobre todo en la primaria republicana de Kentucky. Los dirigentes del Partido Republicano apoyaban a Trey Grayson. Pero ganó el otro, Rand Paul, que agradeció en la victoria su apoyo a los Tea Party, el movimiento conservador que ha nacido hace poco en oposición a varias decisiones del presidente Obama. En realidad, es como si Paul representara a un partido fuera del republicano. Algo parecido pasó en Arkansas. La demócrata centrista Blanche Lincoln deberá ir a una segunda vuelta porque desde el ala izquierda le han ganado terreno. Es como si Pedro Solbes debiera ir a una segunda vuelta contra Cayo Lara (exagero un poco).

2. Los votantes tienen más poder. El ejemplo de Kentucky es extraordinario. Si el partido hubiera escogido a dedo, Grayson sería el candidato republicano. Sin más. Es lo que pasa en España. Nos guste o no, allí el poder está más cerca de los votantes. Es una democracia mejor. Rand Paul se debe ahora a sus votantes más que a nadie. Por mucho que el partido le pida que vote por o en contra de algo, no les debe ningún favor. Al contrario.

3. Los partidos no son de una pieza. Esto es quizá lo mejor. En España, ser socialista o popular implica aceptar todas las propuestas y opiniones del partido. Es una etiqueta que acompaña toda la vida; no sólo a los políticos, también a todo el que opine en público. En Estados Unidos, gracias a las primarias y a la consecuente libertad de voto, las opiniones personales no se asocian a un partido. Los partidos son paraguas que acogen gente distinta. Esto libera el debate público. Un popular podría aquí oponerse a la guerra de Irak y un socialista al aborto y no pasaría nada. Sería mejor: reflejaría la sociedad tal y como es, variada. Los debates públicos serían más sensatos. Todos podríamos defender lo que en realidad creemos, no lo que exige el jefe o el líder del partido. Ese día, la democracia española será más libre, menos encorsetada.

Etiquetas: , ,

Comentarios 12 comentarios

Comentarios

  • 19.05.2010 CAPRISC

    Completamente de acuerdo, Jordi. Ni yo lo hubiera expresado mejor. 🙂

  • 19.05.2010 Jorge Ferrer

    Llevas toda la razón, Jordi. La concepción española de los partidos monolíticos mal se aviene con la democracia y la saludable pluralidad de opiniones entre simpatizantes de una misma doctrina política. ¡Salud!

  • 19.05.2010 Esther

    Cuando vivia en Cuba alguien me hablo de Democracia Participativa, yo no tenia ni la menor idea, ahora q fui voluntaria en la Campana de Obama y dicho sea de paso: por ‘Voluntad propia’…creo q lo estoy entendiendo…Buen Articulo Jordi…

  • 20.05.2010 Gaze

    Good morning, bloggers…

    Extraordinario el circo de ayer con Calderón, invitado especial a la Casa Blanca y todavía no satisfecho con el menú que le dieron, se da fresco a criticar la ley de Arizona frente a la cámara…. Frente a Obama, frente a una nación que favorece el 70% la ley arizona… en otras palabras les llamó “nazis”… Calderón frente a un hombre de carácter y honor como Reagan nunca hubiera dichos esas palabras… es una vergüenza que Calderón, un presidente corrupto, incapaz de sujetar a su propia gente y en un país donde los derechos humanos se violan todos los días repleto de fosas comunes de cuerpos humanos de latinos de todos los orígenes, con cinismo circense denuncia… denuncia y pide qué? Imagino que Calderón sabe ya que Obama es un idiota de primera clase y sabe que es movible… también sabe que esa ley no podrá ser derogada por el Congreso, y como no, si le faltan sesenta votos republicanos….

    -America can’t wait for Mr Obama to go away…!!

    Aquí dejo un link fresquito para que vean donde terminará su presidencia….

    http://www.nytimes.com/2010/05/20/opinion/20c....LsTVVjNIIw

    The Limbaugh Victory

    By ZEV CHAFETS

    “THERE are many theories for why very conservative Republicans seem to be doing so well lately, taking their party’s Senate nominations in Florida, Kentucky and Utah, and beating Democrats head-to-head in Massachusetts, New Jersey and Virginia. …”

  • 20.05.2010 J.E

    Totalmente de acuerdo, y muy bueno el ejemplo de Rand Paul (Aunque este casi al 100% en desacuerdo con él)

  • 21.05.2010 Gaze

    this is the reason why Obama has to go and must be impeach before finish his mandate…. he’s is a traitor for not upholding the Constitution of United Sates of America and that’s embarrassing that no other president would even tolerate a foreign, corrupted bribery president could bash this nation in front of the camera and the world… what is wrong w Obama…?

    can’t wait for the upcoming November…

    http://www.thefoxnation.com/mexico-president-....aw-wh-lawn

  • 01.06.2010 Juande

    Llego un poco tarde y sin estar invitado, pero creo tener algo que decir. Estoy de acuerdo en que en EE.UU. los partidos no son “de una pieza” y que reflejan mejor la sociedad. Esto tiende a elevar el nivel del debate público. Pero no es sólo por las primarias. En mi opinión se debe más al sistema electoral, basado en circunscripciones unipersonales, y por tanto en el principio de “el ganador se lo lleva todo”. Como quedar segundo con el 49% de los votos no sirve de nada, los candidatos tienden a alejarse de las posiciones del partido en los asuntos que pueden ser conflictivos en su circunscripción (distrito). Si son elegidos trasladan ese punto de vista al Congreso o al Senado, y por eso con frecuencia hay republicanos que votan con los demócratas y viceversa. De este modo el debate se enriquece por los diferentes intereses territoriales. ¿Qué pasaría si este sistema se trasladara a España? Para empezar consagraría el bipartidismo, aunque a cambio abriría los partidos a una mayor pluralidad. Si por ventura sobreviviera un tercer partido con peso electoral significativo podría pasar como en el Reino Unido: una asignación de escaños divorciada de la distribución de los votos, con la consiguiente quiebra de legitimidad. Las primarias se harían imprescindibles y con ellas los beneficios que enumera Pérez Colomé. Hay una hipótesis inquietante. En Estados Unidos hay intereses locales, pero, hasta donde sé, no hay venenosos hechos diferenciales que los enmascaren. Quiero decir que aquí las posiciones de los cargos electos podrían carecer de la lealtad estatal que existe allí, y esto presumiblemente incrementaría el conflicto territorial, o en cualquier caso, en lugar de elevar el debate, arrastrarlo más por el fango de lo simbólico-identitario y alejarlo de los problemas reales.

  • 01.06.2010 Jordi Pérez Colomé

    Juande,
    más vale tarde que nunca, y más con un comentario tan acertado. Dos cosillas: uno, hay que ver cómo resuelven en el Reino Unido el problema de “el ganador se lo lleva todo” ahora que están los liberales en el poder. Pueden dar con una solución aceptable. Y dos: el asunto identitario en España. La verdad es que no sé por dónde irían los tiros. En cualquier caso, sería bueno también ver las variantes ideológicas que encierran esos partidos. El beneficio general es que cada político debe mojarse más. El paraguas del partido, cuando llueve, no existe. Cada cual debe aguantar el chaparrón. Esa ventaja me parece indiscutible.

  • 08.06.2010 enrique

    escribi sobre pirmarias a diario 16 en el 2000, cartas al diredtor , proponia ya la s ellecc 1primarias. pedia el nombre de partido democrata. tengo programa propuesta etc ,,, en cieza murcia va a haber primarias abiertas , para las munoicipales , soy medico , si nos empadronamos hay de plazo para presenyarse 2 meses , hable con sarda y dudaba si escribir un libro sobre esta experiencia… , hacen falta 15 personas los votantes son 40 ooo hab 8000 pp 5000 psoe 1500 iu,,,, si nos presentamos como partido democrata desde primarias pddp , estas siglas estan libres en el ministerio de l interior , lo vi … y sacamos 1500 votos del pp 1500 de ipsoe , seria unexitazo y se podria escribir el libro como ejemplo .. si miras la hemeroteca de un domingo de junio, a mediados, del 2000 en el diario 16 , me encontraras,,,, tambien por email

  • 09.06.2010 Juande

    Tengo que leer este blog con más frecuencia. Tarde, pero comento tu comentario, Jordi:
    Estoy de acuerdo en la ventaja general del sistema electoral americano y con la metáfora del paraguas. En España empezamos a asistir a la emancipación de algunos políticos socialistas – básicamente presidentes de comunidades autónomas – respecto de su líder (Fernández Vara, Griñán, Barreda). Para que esto suceda casi se ha tenido que hundir el mundo. Arcadi Espada (al que creo que conoce) ha tenido a bien publicarme hoy una notita al respecto:
    http://correspondencias.tumblr.com/post/67979....lez-moyano
    Por mi escaso conocimiento de la política americana entiendo que allí no tiene que ponerse tan fea la cosa para que se marquen distancias con el jefe o con el aparato.
    Pero insisto en que no me convence el sistema de distritos electorales uninominales elegibles por la regla de la mayoría. Tienes razón, habrá que ver cómo lo resuelven los británicos. Para fomentar el debate dentro de los partidos y elevar el nivel de la política en España, podría ser un buen sistema, como ya se ha propuesto, votar listas abiertas. Para que aumentara el pluralismo serían imprescindibles unas primarias de verdad que evitaran que los aparatos impusieran las listas y al final los votantes eligieran entre candidatos clonados. ¿Cómo garantizar unas primarias serias, no dirigidas? ¿Qué papel juegan aquí las rígidas estructuras de los partidos? ¿Y la cultura política española, tan distinta de la anglosajona?
    Me temo que todo esto es política ficción. Aquí influye lo que los politólogos llaman path-dependece. El sistema electoral y de partidos son instituciones que han moldeado el comportamiento de los actores (políticos, afiliados, votantes) durante décadas, generando a su vez estructuras que se adaptan a ellas. Es todo un ecosistema protegido en el que los que pueden cambiarlo están poco incentivados a hacerlo. Hacen falta coyunturas críticas, momentos históricos en los que confluyen diversas fuerzas o bien una enorme presión política.

  • 10.06.2010 Jordi Pérez Colomé

    Juande,
    es eso. Está claro que en España no vamos a cambiar el sistema político en dos días. Como dices, para empezar no estarían mal unas primarias, que cada vez están más cerca. Los dos partidos principales apenas pueden esconder ya las disensiones internas. Desde el momento en que se convoquen y haya varias corrientes, el aparato tendrá lógicamente menos fuerza. El problema será si sólo pueden votar los militantes con carné o encontramos algún otro modelo. Creo que esto no tardaremos en verlo. De ahí a un sistema en el que los diputados -que ahora no sabemos ni quiénes son- tengan un papel más importante, será más fácil pasar. A ver.
    Gracias por el comentario.

  • 10.06.2010 Juande

    Gracias a ti por responderme. Tienes un blog de primera.
    Ojalá tengas razón y las primarias estén cerca, pero como algo recurrente y establecido, y no una cosa simbólica y prescindible. Y cuanto más abiertas a la participación, mejor. Si no estoy equivocado en Estados Unidos cualquiera previamente inscrito puede votar en las primarias de los dos partidos. Un buen modelo, sin duda.

TRACKBACKS

  • 20.05.2010 Club Lorem Ipsum :: Materias Grises » Archivo » El problema de las primarias

    […] Pérez comentaba por aquí alguna de las virtudes de este sistema, que ciertamente tiene ventajas considerables. Lo que no […]

  • 20.05.2010 Los problemas de los primarias son una bendición | Obamaworld

    […] « Las primarias son un invento magnífico y en España nos vendrían de perlas […]

  • 01.06.2010 La insoportable levedad del diputado : Una cuestión de confianza

    […] No hace mucho, Politico.com contaba que, cuando en 2006 el Partido Demócrata logró la mayoría en el Congreso de EEUU, Steny Hoyer, su portavoz, propuso ampliar el horario de trabajo de los parlamentarios a cinco días semanales. Pues bien, cuatro años después, los congresistas trabajan dos días y medio a la semana, son tan reacios como los nuestros a que se les controle el tiempo y poco se sabe a qué dedican el resto. Es cierto que el funcionamiento de ambos regímenes democráticos es diferente: el estadounidense es presidencialista, y el Congreso tiene mucha mayor independencia. Sus representantes son auténticos emisarios del estado que les ha elegido y eso explica (no sé si justifica) que pasen buena parte del tiempo ausentes de las tareas parlamentarias: no en vano, dedican el tiempo a trabajarse el estado; se deben a sus votantes más que a nadie. […]

  • 04.10.2010 Mejor unas malas primarias que nada | Obamaworld

    […] he hablado aquí de esto. Lo he discutido también con Roger Senserrich. Él vuelve a decir hoy que las primarias no […]

  • 24.11.2012 Qué diferencias hay entre una campaña americana y una catalana | Obamaworld

    […] partidos, representan opiniones variadas. El individuo es más importante que el partido. Cada cual piensa por sí mismo, aparte de la estructura.Da mucho juego y vitalidad ver cómo los ciudadanos […]

especialidades de médico paga más alto levitra generico tecnología de Boston reed college farmacia