ObamaWORLD

viernes 4 de junio de 2010

Israel tiene los mejores ases en la manga

Las conversaciones de proximidad entre israelíes y palestinos son un proceso curioso. Los palestinos hablan con los americanos. Los americanos se lo cuentan luego a los israelíes. Los americanos vuelven a los palestinos y vuelta a empezar. Las charlas debían iniciarse “oficialmente” hoy, pero no he encontrado a nadie que lo confirme. Es extraño. Seguiré buscando durante el día.

Hamás ha pedido a Fatah que se retire de esas negociaciones. (Fatah ganó las últimas presidenciales, que convirtieron a Mahmud Abbas en presidente. Un año después, en 2006, Hamás ganó las legislativas y formaron gobierno. Meses más tarde se pelearon y separaron: Hamás se quedó con Gaza y Fatah, con Cisjordania.) Un funcionario de Fatah ha contestado que no es necesario que dejen las charlas: con este sistema de conversaciones, “no hay nada que abandonar. Nosotros negociamos con Estados Unidos, no con Israel”. Es otro modo de verlo.

Otra prueba de la distancia entre Gaza y Cisjordania es que, después del ataque contra la flotilla, hubo una manifestación en Ramala -sede del gobierno cisjordano- a la que apenas fueron unas doscientas personas. Uno de los asistentes dijo: “Es como si algo malo hubiera pasado en Somalia, no algo que te afecta a ti, a tu país y a tu gente”.

Hamás y Fatah, por tanto, no se hablan. Esta semana Fatah ha enviado una delegación para reconciliarse con Hamás. Hamás ha contestado que no se reunirá con nadie de Fatah hasta que rechazen tratar con Israel.

En esas estamos. Hamás pide a Fatah que renuncie al reconocimiento de Israel. Fatah por tanto no tiene fuerza para representar a todos los palestinos. Israel no hará mucho hasta que Hamás no abandone la violencia y reconozca su derecho a existir. Según esta encuesta de marzo, las próximas elecciones legislativas -que deberían ser este año- las ganaría Fatah, lo que daría un empuje al débil proceso de paz.

Sea como sea, por ahora, la solución más probable para la paz sería crear dos estados. Los tres grandes obstáculos para eso son el reparto de Jerusalén, qué asentamientos israelíes en Cisjordania se mantienen y cuáles se desmontan, y el posible regreso de los refugiados palestinos a Israel (la mayoría de los árabes que fueron expulsados vive en campos de refugiados y países vecinos y deberían tener derecho a volver a su antiguo hogar; Israel lo quiere evitar).

Esto se lleva discutiendo años. Nunca se ha llegado a un acuerdo. Israel no tiene prisa. Nadie le tira misiles -aunque parece que eso se acaba; será interesante ver quiénes dan hoy esta noticia de anoche-, nadie atenta en sus ciudades. La calma es tensa, pero es calma.

En Palestina ocurre lo contrario. La mitad de la población -el 46 por ciento- vive en pobreza y la ayuda internacional es básica (en cambio, el Producto Interior Bruto de Israel es como el de Dinamarca.) Debido a la falta de acuerdos, los palestinos han empezado por su cuenta a montar instituciones que puedan funcionar pronto como un estado. Quieren crear hechos consumados sobre el terreno que hagan más fácil su reconocimiento como independiente cuando llegue ese día. Es una estrategia distinta a la violencia, pero igual de lenta.

La situación actual, por tanto, apremia más a los palestinos. Necesitan más las negociaciones. A pesar de eso, el presidente palestino, Abbas, no corre a sentarse a negociar cuando se lo piden. Pone dos precondiciones: freno a los asentamientos y unos plazos claros. Israel los concede a regañadientes. Abbas sólo puede presionar con estas dos premisas y con la ayuda de la opinión pública mundial. No le quedan más cartas.

Lo curioso es que el final del bloqueo que todo el mundo pide ahora favorecería a Hamás, no a Fatah. Si Hamás consigue con sus tácticas una victoria, demostrará a los palestinos y a Fatah que su método funciona, que la resistencia activa y violenta contra Israel da resultados. Es decir, lo que favorece a Hamás perjudica a Fatah. Es otro as en la manga israelí: la desunión palestina.

Israel tiene pues las dos cartas buenas: la situación actual no es mala, con lo que el tiempo juega a su favor, y los palestinos no se aclaran. Los palestinos tienen una sola carta, y la tiene Hamás. Como dicen aquí, tras ver lo poco que la Organización por la Liberación de Palestina (OLP), que engloba a Fatah y otros partidos, sacó en los 90 por reconocer el derecho a existir de Israel y renunciar a la violencia, es lógico que Hamás no quiera conceder su único as al principio de la partida. Pero incluso los palestinos no partidarios de Hamás -la mayoría, según parece- se preguntan cómo presionarán sin esa amenaza sobre Israel. El precio más caro, de momento, lo paga la población palestina. Es el cuento de nunca acabar.

*

Hoy acabo esta intensa semana israelí y palestina. Mañana voy unos días a Marruecos, un país árabe, a ver qué se cuece. Era un viaje que tenía ya previsto, pero llega en buen momento. Contaré aquí lo que vea. Procuraré seguir igualmente la actualidad, aunque no sé si podré hacerlo con la misma regularidad y atención.

Etiquetas: , , , , , ,

Comentarios 6 comentarios

Comentarios

  • 04.06.2010 Javier López Vivas

    Buen viaje, Jordi. Espero con impaciencia tus “cartas de Marruecos”. Muy buen trabajo el de esta semana. ¡Enhorabuena!

  • 06.06.2010 Horrach

    Más imágenes sobre el asalto, en este caso de soldados israelíes heridos:

    http://www.abc.es/20100606/internacional-/nue....62047.html

    buen viaje, Jordi

  • 06.06.2010 Horrach

    ahh, y ojo con Irán, que ya amenaza con ‘escoltar’ a las flotillas que pretendan llegar a Gaza (http://www.abc.es/20100606/internacional-/ira....61640.html).

    Esto se pone cada vez más interesante, en el sentido de que la mano negra de la entente turco-iraní se manifiesta abiertamente. Recordemos que Turquía ya lleva tiempo distanciándose de Israel. Lo digo porque la prensa española, tan lúcida como acostumbra, retrata a Turquía como un fiel aliado de Israel que ‘sólo ahora’ le da la espalda, después de las 9 muertes del Mavi Marmara. Cuando resulta que el señor Erdogan ya lleva tiempo diciendo una cosa tan significativa y contundente como que para él Hamas no es una organización terrorista… Decir eso abiertamente, como hace Erdogan (recordemos: socio fundador con ZP de la Alianza de Civilizaciones), es poco menos que declararle la guerra a Israel.

    Luego se extraña Erdogan si Turquía no puede entrar en la UE, que sí considera que Hamas es una organización terrorista.

  • 07.06.2010 Horrach

    Ahí está Irán, dando el paso:

    http://www.abc.es/20100607/internacional-/ira....71923.html

    Y Turquía quitándole importancia al asesinato de un obispo:

    http://www.elpais.com/articulo/sociedad/obisp....soc_16/Tes

    … aunque lo más importante de esta noticia está al final. Ojo, Jordi, hablamos de Marruecos:

    “Marruecos aprovechaba la confusión para expulsar del país a 28 cristianos que trabajaban con los pobres aduciendo que “perturban la mentalidad del buen musulmán”. Según Di Giacomo, la expulsión es consecuencia de “la fatua promulgada por 7.300 doctores marroquíes de la ley islámica que han declarado recientemente que la caridad cristiana debe ser considerada terrorismo religioso”.”.

  • 07.06.2010 Jordi Pérez Colomé

    Horrach,
    gracias por el cable. Tengo aquí tres periódicos marroquís de hoy. Veré si sale algo de todo esto. Son asuntos complicados.

  • 10.11.2015 Vanessa

    sorry for missing your blog for a long time! Well, i know you have egnouh energy to insist to the end, no hurry, just go go go on your own pace! I will do the same, maybe I have to last even longer than you….!!! Anyway, Good Luck & wish you all the best! Yeah!!!S

especialidades de médico paga más alto levitra generico tecnología de Boston reed college farmacia