ObamaWORLD

martes 22 de febrero de 2011

Qué se puede hacer en Libia

La tele libia prometía desde hacía horas un discurso del presidente, Muamar Gadafi. Eran las dos de la madrugada en Trípoli y nada. De repente, unas imágenes rápidas de Gadafi con un paraguas, en un coche. Dijo algo así: “Quería hablar a los jóvenes en la plaza Verde [la tele pública informó que allí había una manifestación pro Gadafi] y quedarme con ellos hasta tarde pero empezó a llover. Gracias a Dios, es bueno. Estoy en Trípoli, no en Venezuela. No creáis las cadenas que pertenecen a perros descarriados”. Duró 22 segundos.

Imagen de previsualización de YouTube

El día en Libia fue de novedades duras, pero como otras veces, imposibles de verificar. El mayor temor fueron los posibles ataques con cazas a la población civil. Parece que se dieron en Benghazi. En Trípoli las noticias que llegaban eran más dudosas, aunque sí hablaban de helicópteros. Dos pilotos libios desertaron con sus aviones en Malta. Según Al Jazeera, se negaron a cumplir órdenes para bombardear Bengazhi, la segunda ciudad del país, ya bajo el control de la revuelta. Las órdenes recibidas por los desertores probarían que hubo ataques con aviones, quizá de otros miembros de su escuadrón.

Las fotos que llegaban de cuerpos destrozados, partidos en dos o en tres -no pondré aquí las imágenes; si alguien quiere verlas, corren por internet- implican, si son ciertas, el uso de armamento pesado contra los manifestantes. Había convocada para la tarde de ayer una marcha hacia la residencia presidencial. El régimen pudo frenarla con ametralladoras o algo más crudo.

Al Jazeera árabe leyó un comunicado de un supuesto grupo de oficiales que pedían a todo el ejército que abandonara a Gadafi y le capturaran. Llegaron también más posibles pruebas de la implicación de mercenarios africanos en las matanzas.

Sea como sea, la violencia fue indiscriminada y terrible ayer en Libia. El valor de los libios tras 42 años de dictadura es enorme. El régimen de Gadafi no se parece al de Ben Ali o Mubarak. La crítica pública de diplomáticos libios en India, Washington, Naciones Unidas, Pekín o Australia (el retrato de la imagen es la foto de Gadafi que había en la embajada de Canberra) fue una prueba más de que el el gobierno sobrepasó los límites. Ha intentado de todo para sofocar la revuelta y seguir en el poder. Nada indica que ahora se reprima.

Qué opciones hay

No muchas. Hoy a las 9 de la mañana se reúne en Nueva York el Consejo de Seguridad de la ONU (a las 15h en España). Pueden aprobar una resolución dura por la violencia en Libia y sanciones contra el régimen.

Este documento permitiría imponer una zona de exclusión aérea para que los cazas no puedan disparar contra civiles. La OTAN podría encargarse de que se cumpliera. Pero si Gadafi quiere en serio acabar como sea con los libios, lo hará por tierra. Así fue en Bosnia o Ruanda. Una zona de exclusión aérea sirve para épocas de paz, no para detener una masacre.

El único modo de parar la matanza es la invasión. No es una solución factible ni simple: una guerra es una guerra. El Consejo de Seguridad tendría a mano la “responsabilidad para proteger”, que se puede aplicar desde 2005 (después de Ruanda) en cuatro casos: genocidio, crímenes de guerra, crímenes contra la humanidad y limpieza étnica. El caso libio encaja más en el tercero. Pero si las catástrofes no se multiplican -misiles contra la población, por ejemplo- es una solución difícil y no inmediata.

El camino más simple pasa por la desaparición de Gadafi. El teólogo suní más célebre del mundo árabe, Al Qaradawi, con un programa en Al Jazeera que ven 40 millones de personas, ha lanzado hoy en directo una fatua para matar a Gadafi. Si alguien -sobre todo un militar- tiene la opción de matarle, debería hacerlo. También, claro, podría irse a la famosa Venezuela. Gadafi no debe estar convencido: Chávez no durará siempre y a los venezolanos les gustaría poco tener al coronel libio allí.

Nadie duda que Gadafi no seguirá en el poder después de todo. El problema es cómo echarle ya y sin más sangre. Ninguno de sus nueve hijos parece tener opciones reales hoy de sucederle. Pero una vez ocurra eso -cuanto antes mejor- el futuro de Libia es más difícil de imaginar que el de Túnez o Egipto. Libia es el tercer suministrador de petróleo de la Unión Europea. Dinero no faltaría. Pero no hay oposición en el país, aunque sí que la hay en el exilio. Hay más grupos: islamistas y tribus.

La mezcla de estos factores y el descontrol puede llevar a muchas opciones, también la partición; como dicen aquí, el sentido de pertenencia nacional entre dos personas de Benghazi y Tripoli no es grande. Ahora nadie se lo plantea en serio (aunque el ministro italiano de Exteriores, Franco Frattini, ha dicho: “Me preocupa mucho tener el emirato islámico de Benghazi a las puertas de Europa”). Las revueltas en Bahráin, Yemen, Argelia o Marruecos han perdido peso estos días. El foco está solo en Libia. Se ha llegado a un punto que solo cuenta detener las muertes. Gadafi no lo hará; le va la piel.

*

Un detalle sobre Bahráin: ayer hubo una enorme manifestación pacífica progubernamental. Esta novedad, junto a los desacuerdos de la oposición, pueden hacer que se dé allí otra variante de solución a las revueltas en la región: reformas, pero sin que el rey o presidente se vaya.

Etiquetas: , , , , ,

Comentarios 3 comentarios

Comentarios

  • 22.02.2011 Gaze

    “y quedarme con ellos hasta tarde pero empezó a llover. Gracias a Dios, es bueno.” Comentario bizarro sumamente bizarro, no me sorprende viniendo de Gadafi. Si queréis mi opinión, la fuerza militar sacara a Gadafi del poder. Y espero que los EEUU no intervengan en ella otra que no sea logísticamente.

    Digo esto a raíz del comentario de Franco Frattini lo ve como un problema serio para Europa:

    “Me preocupa mucho tener el emirato islámico de Benghazi a las puertas de Europa” por eso es mejor que la ONU se apure en sus mediaciones de “group tinking”, porque obambi nada puede hacer, aunque así lo desee el Congreso no se le permitirá. Je, si Europa quiere seguridad, entonces que paguen su buena platita porque ya no podemos costear guerras gratuitas para salvar el mundo y luego que se nos acuse de ladrones de crudo…. y ya veras que como salte a la idea de proteger el cielo libio con aviones americanos (cosa que podría pasar con un imberbe como obambi) pero sería bueno por una parte porque así nuestro Mesías no se repita el plato de ostentar el poder del óvalo-blanco… ¿quién crees que le daría votos si mete sus narices donde no le corresponde? jejeje.

    Y que pasó que el resto de los foristas nada opinan sobre Libia, ¿se quedaron mudos?… jejejeje yo sé porque pero no lo diré aquí. Por otra, se disparó el barril a cien dolores, ay, ay… a bicicleatear, cabros a bicicleatear….

    See ya! (:=

  • 22.02.2011 rojobilbao

    Los misiles visitaron el palacio libio hace años. Gadafi se acojonó, y mucho.Esta vez no hay que asustarle, precisa alguna cosa más, me temo.

    No se me ocurre algo más brutal que reprimir manifestaciones con aviones militares.

  • 23.02.2011 Jordi Pérez Colomé

    Rojobilbao,

    me refería a misiles contra civiles, no contra Gadafi. Si el régimen utilizara misiles contra ciudades llenas de civiles, podría acelerarse la intervención exterior.

especialidades de médico paga más alto levitra generico tecnología de Boston reed college farmacia
Fatal error: Uncaught wfWAFStorageFileException: Unable to verify temporary file contents for atomic writing. in /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php:47 Stack trace: #0 /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php(650): wfWAFStorageFile::atomicFilePutContents('/usr/home/obama...', 'saveConfig('livewaf') #2 {main} thrown in /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php on line 47