ObamaWORLD

martes 24 de julio de 2012

A los americanos les gustan las armas y punto

Cuando vi que varias personas habían muerto en un tiroteo en un cine de Aurora, Denver, el viernes, pensé: “Otra vez”. En seguida, vi este tuit de Jorge Galindo:

“Nada”, le contesté. Desde fuera nos parece una locura el uso americano de las armas. Allí a algunos también les parece inconcebible, pero ahora son cada vez menos. En 1990 había 73 por ciento a favor de un control más estricto en las armas que se podían comprar; en 2010, había caído hasta el 44 por ciento. (Es una cuestión estatal, así que en algún estado las leyes son un poco más rígidas; poco más.)

Desde 1982 han ocurrido al menos 36 masacres (más de cuatro muertos en un solo lugar) con armas de fuego en Estados Unidos. Es más de una al año. Estos tiroteos son solo una anécdota en las muertes por bala en Estados Unidos. Los 12 muertos de Aurora son pocos comparados con los que mueren de media cada día en todo el país: más de 31 mil en 2011 (y eso que baja la violencia). El viernes solo en Chicago hubo 3 muertos y 19 heridos.

Nadie discute la famosa segunda enmienda, que dice: “Siendo necesaria una milicia bien regulada para la seguridad de un Estado libre, el derecho del pueblo a poseer y portar armas no será infringido”. La milicia se ha perdido por el camino. Las interpretaciones judiciales recientes hacen que esto signifique de repente el derecho inquebrantable a llevar armas. El problema es quién y qué tipo de armas pueden comprarse.

El objetivo mínimo de los partidarios del control es prohibir las armas automáticas -que no sirven para cazar ni para practicar- y los cargadores de docenas de balas. Si alguien quiere matar a cuanta más gente mejor, al menos que deba parar a cambiar el cargador. En ese momento, se le podría detener.

Pero la mayoría de americanos cree que ni siquiera eso es necesario. La mejor defensa es ir armados: contra las armas, más armas. Su teoría es que si algún loco busca un arma, al final la va a encontrar. Cuanta más gente sensata vaya armada, mejor para todos. Un tiroteo puede lógicamente herir a otros, pero son víctimas inevitables.

Esto ocurrió hace unos días en Florida. La reacción de este abuelo en un atraco no es sorprendente: lleva un arma encima y dispara. Es en defensa propia, quedó libre sin cargos (los atracadores no murieron). Si en Aurora alguien hubiera llevado un arma igual habrían acabado con el pistolero; aunque esta vez hubiera sido difícil: por primera vez iba protegido contra balas como un profesional.

Imagen de previsualización de YouTube

Estados Unidos es el país con mayor armas del mundo: 890 por cada mil personas (el segundo es Yemen; el último, Túnez). Las 300 millones de armas las tienen menos de la mitad de ciudadanos, porque muchos tienen más de una.

El gran defensor del derecho a tener armas es la National Rifle Association (NRA). Es quizá el lobby más poderoso en Washington. Bill Clinton y el Congreso lograron aprobar una ley en 1994 que prohibía las armas automáticas y los grandes cargadores. Pero a los diez años, en 2004, la ley no fue renovada. Muchos creen que la oleada conservadora que recuperó el Congreso con Newt Gingrich a la cabeza fue gracias a los votantes que escogían a los candidatos en función de un solo tema: el control de armas.

Clinton cree que Al Gore perdió en 2000 por defender el control de las armas. Desde entonces, los demócratas no ponen en duda este derecho. Obama es el último ejemplo. Hay votantes independientes dispuestos a votar solo en función de las armas. En el ambiente actual, lleno de presunto recorte de libertades a manos del gobierno, los demócratas no se atreven a proponer el tema. No solo los conservadores no quieren que nadie les toque las armas, también algunos rappers las necesitan, dicen, para defenderse de la policía.

Cada vez que voy a Estados Unidos me sorprende ver en algunos Wal-Mart -el supermercado- hay un mostrador con pistolas y municiones. Hay tiendas por todas partes y lugares para practicar. En mi último viaje, tras un servicio religioso charlé con un instructor de manejo de armas. Me enseñaba cómo hay que hacer para disparar más rápido y seguro. A mi lado una mujer decía que tenía un arma en casa y le daba tranquilidad.

Uno de cada tres americanos conocen a alguien a quien han disparado. Como dice aquí Andrew Sullivan, un periodista británico que vive en Estados Unidos: “Esto es América. Aquí no paran de disparar. Y nadie quiere cambiarlo”. Es algo tan exagerado que llega a situaciones ridículas: en la convención republicana de Tampa de este verano están prohibidas las pistolas de agua, pero no las normales.

Es obvio que si alguien quiere matar va a hacerlo: si no tiene armas, las conseguirá o pondrá una bomba. Pero sería bueno que las leyes le dificultaran la tarea. En cualquier otro país sería así, pero no en Estados Unidos. Si no se puede hacer nada con las armas, ¿qué otros remedios puede haber?

La explicación más obvia para estas masacres sin sentido es psiquiátrica: el culpable está mal de la cabeza. Además de las armas, se ha culpado a veces a “la cultura”: Hollywood, los videojuegos, los insultos. Es algo demasiado etéreo, indemostrable.

Pero hay otra opción para evitar alguna de estas matanzas: suprimir la publicidad. Si los medios dejaran de hablar del autor, habría un incentivo importante menos, según los psiquiatras. Muchos locos matan para “vengarse” de la sociedad y salir en la tele. Nadie hará una ley para prohibir informar de estos asuntos: depende de la autoregulacíón de los medios.

Es mejor hablar de las víctimas que del autor. Hoy es al revés: apenas sabemos quién ha muerto, pero lo sabemos todo del presunto pistolero. Aquí el New York Times intenta paliarlo con un relato escueto de la vida de los fallecidos.

Al final de este vídeo dan los argumentos médicos para evitar promover este tipo de actos en los medios:

Imagen de previsualización de YouTube

Los medios obtienen más difusión cuando ocurre una masacre. Luego buscan razones y culpables en otros sectores, no en el propio. Así que es difícil que hablen de su parte de responsabilidad. Habrá más masacres en Estados Unidos, pero hay modos más allá de las armas para que sean menos violentas y se repitan sin tanta frecuencia.

Etiquetas: , , , , , ,

Comentarios 9 comentarios

Comentarios

  • 24.07.2012 plazaeme

    Yo creo que hay muchas cosas mezcladas. Y además partimos de un prejuicio (o varios encadenados), y así es muy difícil entender y situar las cosas.

    Un gran número de muertos por armas al año. Al menos comparado con Europa. Es cierto, pero habría que señalar qué parte de ese número corresponde a gente de armas disparándose entre si. Luchas de bandas, y esas cosas, que no afectan a la población “normal”.

    Masacres como la última. Son tíos sin duda muy zumbados y muy motivados. ¿Es tan difícil conseguir un arma en Europa como para que un zumbado así no la vaya a conseguir? No lo sé, parece dudoso. Pero parece que aquí, cuando nos da por hacer lo mismo, lo solemos hacer a través de motivaciones políticas. Y entonces siempre encuentras a alguien, incluso a muchos o muchísimos, que lo disculpan. Y van a visitar a Otegi en la cárcel, y cosas así. Pero, vaya por dios, los americanos son monstruos, y nosotros santos.

    Y no es que yo proponga la libertad de compra de armas. Me parece probablemente peor, pero también creo que es un asunto mucho menos claro que lo que piensan la mayor parte de los europeos, tan santitos ellos. Por ejemplo, ¿habría tenido tanto éxito el terrorismo vasco en un sitio con las costumbres de Estados Unidos? Me permito dudarlo. Lo que pasa es que en Europa el ambiente va de crear borregos que obedezcan al perro que más muerde, y en USA es justamente lo contrario. Defenderse de los perros. Por supuesto, es más peligroso. Pero es que hay que ser europeo para pensar que la seguridad es el valor absoluto, y que está por encima de todos los demás. Porque, ¿dónde está escrito que eso sea verdad, y sea mejor si lo tenemos en cuenta todo? Muy dudoso.

  • 24.07.2012 Alex

    En Noruega cambio la legislación sobre armas por la matanza de utoyaalguien lo pidió?

  • 24.07.2012 Gonzalo Martín

    En Bowling for Columbine, el siempre divertido pero seguramente manipulador Michael Moore, venía a decir más o menos que en Canadá había armas igualmente (algo que no puedo comprobar y me puede fallar la memoria) pero que no provocaba las situaciones estadounidenses. Al final, elaboraba una extraña tesis sobre el miedo al vecino para explicar el amor de los americanos por emplear una buena arma, excluyendo la legislación como causa de la cuestión. Como he dicho, no puedo comprobar estos daros, pero vendría a ahondar en la tesis del título.

    A título de anécdota, recuerdo una conversación en Nueva York con un norteamericano de San Francisco y ex empleado de un banco español. Él decía una cosa curiosa: EE.UU. es un país salvaje, Canadá es un país civilizado. Lo dijo en castellano, así que no tendemos que traducir wild una palabra algo complicada de traducir al castellano. En mi opinión.

    El cuento me ha quedado mono, pero soy incapaz de corrobarlo en toda su extensión.

  • 21.08.2012 Samuel Cots

    Buenos días,

    Hoy he descubierto este blog interesante, soy pro-estadounidense, casado con una Californiana, y he disfrutado de mis visitas a la tierra prometida… Soy de tu opinión, pero, de todas maneras, fijémonos en esto:

    Vivo en España, tengo una casa bonita, con jardín. Tengo mujer y dos hijas. Un día, volviendo del trabajo me encuentro a un tío violando a mis hijas y ya ha violado y matado a mi mujer. Doy una paliza al atracador hasta matarlo. En España, quien va a la cárcel soy yo. En EEUU soy un héroe que ha salvado al mundo de un pervertido y he podido salvar a mis hijas. Además, la gente se mueve para ayudarme.

    Siempre miramos con recelo a los EEUU, pero nos dan mil vueltas en muchas cosas. “No mires la paja en ojo ajeno cuando tienes una viga en tu propio ojo”. En el caso de España, tenemos un pajar.

    Suerte en Corea del Norte, no es el primer blog que leo de algún intrépido que va para allí!

  • 21.08.2012 Enrique

    Sinceramente Samuel no se de donde sacas eso de que España a la cárcel irías tu.

    Y no veo donde esta la heroicidad ¿matar a alguien es algo valiente? , comprendería que lo mataras pero no lo consideraría un modelo a seguir . Por mucho rabia que te de habría que detenerlo y darle un juicio justo , dirás que saldría en unos años, en casos donde la rehabilitaciones imposible estoy a favor de la inserción de un centro psiquiátrico de por vida.

    Quizás esa sea una de las cosas que mas se le critica los estadounidenses , el tomarse la justicia por su cuenta.

  • 22.08.2012 Samuel Cots

    Enrique, solo te digo que leas todos los casos que se han dado en españa de ladrones que, después de colarse en tu casa, si se han hecho daño por algún motivo, han interpuesto denuncia al que habitaba por daños. Eso es normal, en España se protege al criminal, no a la víctima.

    Y cuando hablo de héroe no me refiero a hacer un monumento, pero obviamente, tal vez alguien se quedaría mirando como matan a su familia, pero yo no. y obviamente, me gustaría que, después de salvarla por un sujeto así, no se me impute por hacer lo que la policia no ha hecho ni la educación ni los padres de éste no han hecho. No hablo de ser justicieros, sino de podernos defender del mal. Como dijo uno en sus comentarios que me gustó: “En Europa todos somos borregos que obedece al perro que más muerde, en USA todos tienen palos para defenderse de los perros”. Según la Constitución americana, y tal como dice el autor, el uso de armas era para la población civil para defenderse del propio Gobierno si fuera el caso (uso de milicias y tal) y que ahora, tal vez, se haya desvirtuado, pero de todas maneras, Madoff pasó por prisión y Botín, Urdangarín y toda la tropa, ni la ha pisado… y siguen trabajando en grandes empresas (como Mandangarín en Movistar como alto cargo). Esto en USA no pasa, la justicia defiende mucho más al pueblo que aquí. Y miramos las armas para creernos mejores, pero me gustaría saber de esas 31.000 muertes cuales fueron asesinatos y cuantas defensa propia contra criminales…

  • 23.08.2012 Carlos

    No es que me cause gracia, porque estamos hablando de muertes humanas, pero esta cifra “El viernes solo en Chicago hubo 3 muertos y 19 heridos” no es nada comparado con las muertes diarias en Caracas, Venezuela. Multiplica esa cifra por DIEZ, diariamente y subiendo.

  • 29.08.2012 Carlos

    Una apreciación que nunca está demás, América se extiende desde el océano Glacial Ártico por el norte hasta el Cabo de Hornos (Chile).

    El título pudo haber sido “A los Estadounidenses les gustan las armas y punto”.

    Saludos.

  • 31.08.2012 Mauricio Ordóñez

    Falso, a muchos americanos no nos gustan las armas, especialmente a los que somos de Costa Rica. Sé que es un tema relamido, pero lo es por reincidente: Que a estas alturas de la historia se siga diciendo “americano” por “estadounidense”. Es políticamente incorrecto, porque cede ante la fagocitación del nombre de América por los estadounidenses. En inglés lo dirán de esa manera, aunque no es tampoco excusable. Pero en castellano, debe decirse y traducirse distinto. El Diccionario panhispánico de dudas RAE es conciente de ello, y por eso indica: “Debe evitarse el empleo de americano para referirse exclusivamente a los habitantes de los Estados Unidos, uso abusivo que se explica por el hecho de que los estadounidenses utilizan a menudo el nombre abreviado América (en inglés, sin tilde) para referirse a su país. No debe olvidarse que América es el nombre de todo el continente y son americanos todos los que lo habitan” (http://lema.rae.es/dpd/?key=Estados%20Unidos&origen=REDPD). Jordi: Le ruego tener sensibilidad política sobre este tema. Agradables sus reportajes. Saludos. Mauricio Ordóñez, americano.

TRACKBACKS

especialidades de médico paga más alto levitra generico tecnología de Boston reed college farmacia