ObamaWORLD

lunes 8 de abril de 2013

Dos días en Palestina

Llevo desde el viernes en Cisjordania, con base en Ramala. Como Tel Aviv, Ramala es la burbuja palestina, donde la gente se dedica mientras pueden más a divertirse que a preocuparse por la política. En estos dos días me he encontrado con la incongruencia y la hospitalidad palestina a partes iguales.

El viernes, al llegar, en el hotel, el Beauty Inn (50 euros), la hija de propietaria me estuvo contando cómo veía su tierra hoy. Son esas charlas improvisadas que dan  más color y profundidad a las entrevistas reales. Para el sábado había programado dos visitas y dos entrevistas. De las cuatro, solo salieron bien dos cosas: una visita y una entrevista.

Por la mañana fui a la Universidad de Bir Zeit, a unos 15 minutos de la capital en minibús. Me habían dicho que era la universidad progresista y quería ver cómo era y qué contaban los estudiantes. Al llegar en el control el guardia pedía los carnés universitarios para entrar en el campus. Al ver que yo no tenía, me detuvo. No hablaba inglés, así que llamó a alguien por teléfono para que yo pudiera explicar por qué estaba ahí.

Una chica me preguntó que hacía allí. Dije que iba de visita y lo primero que me respondió es si era periodista. No, le dije, me habían hablado bien de la universidad y quería ver el campus. Quizá me equivoqué. Fue una reacción instintiva, pero no tenía ninguna cita dentro y no llevaba ningún permiso de periodista, así que dije que no. La chica con la que hablaba me pidió que pasara de nuevo el teléfono al vigilante. Le ordenó que no me dejara pasar y me quedé en la puerta. Así es Bir Zeit desde fuera.

20130406_133437

Rawabi era la segunda visita. Es un nueva mini ciudad para 40 mil personas que un inversor palestino con dinero catarí construye en una colina palestina. Quería ir sobre todo por un motivo: Dani Dayan, el líder del movimiento colono que había entrevistado en los primeros días, había escrito en el New York Times que Rawabi era un ejemplo de lo que debía ser el futuro de estos territorios. ¿Qué demonios ponía como ejemplo un colono que quiere que Israel sea un solo estado sin todos los derechos para los palestinos?

20130406_135642

La respuesta era sencilla. Rawabi es una nueva ciudad para la clase media y alta, para que vivan como israelíes sin preocuparse por todos sus derechos, sin meterse en política. Rawabi tenía su showroom con varias maquetas y un vídeo en 3D. Palestina es pobre, pero en la calle se ven Mercedes, BMW y en Ramala hay restaurantes caros llenos. Para esa elite se hacía Rawabi. Fue una visita enriquecedora.

20130406_142146

Por la tarde debía ver a Tahseen, un funcionario del Ministerio de Educación, periodista y granjero -no me quedó claro cómo hacía tantas cosas a la vez. Llegó a la cita media hora tarde, pero me avisó al móvil justo antes. Fue interesante. Era un hombre de Fatah y, como todos los palestinos, hablaba de un solo estado para dos pueblos como solución ideal y de la dificultad de resolver todos los asuntos en los próximos años.

Todos los árabes con los que he hablado me han dicho que la violencia (hoy) no sirve: la estrategia de Hamás es un error que le hace el juego a Israel y que una tercera Intifada es casi imposible. No creo que las próximas entrevistas cambien esta percepción. Ningún palestino pretende engañarse y decir que van ganando o que tienen opciones de imponer algo en breve.

La segunda entrevista del sábado fue el gran fracaso de estos días en Palestina. Era el contacto que me dio el teniente coronel israelí. Claramente le debía algún favor pero, claramente también, no quiere hablar. Habré llamado al tipo más de 20 veces en tres días. El día acordado había tenido que ir a Jerusalén a ver a un amigo de Gaza hospitalizado; no sé si es una excusa razonable. Pero la mayoría de veces no respondió. Tengo además dos números de él. Es una lástima.

Domingo la visita era al campo de refugiados de Aida, en Belén, y a Hebrón, con el asentamiento más loco de la región, en pleno centro de la ciudad (colgué algunas fotos en twitter y las pondré de nuevo aquí mañana cuando haga un nuevo post de imágenes). En Aida esperaba una cooperante española, Amaia, a la que había llegado a través de un correo que ella había mandado a eldiario.es.

Amaia me había preparado una entrevista con el líder de Fatah en Aida, un joven que no debía tener treinta años. Hacía unos días que acababa de salir de la cárcel israelí, donde había estado 18 días para interrogatorios. En 2006 había estado un par de años y desde entonces también otras veces. En el brazo, cerca de la axila, tenía un tiro que había entrado y salido; le habían dado cuando tenía 14 años, en plena segunda Intifada. Además, decía, le habían alcanzado unas treinta pelotas de goma en su vida.

Mohamed había nacido en Aida, un campo de refugiados creado en 1950 para palestinos de 27 aldeas alrededor de Jerusalén. Charlábamos en la puerta de la ong donde trabaja, Lajee, justo delante del muro. Al final de la calle hay una puerta y detrás una base militar israelí. Allí los niños tiran piedras cuando hay algo por lo que protestar y cuando los israelíes se cansan devuelven con gas, goma o balas. Hay un joven hospitalizado por la última trifulca.

La entrevista fue más productiva de lo previsto. Los matices en sus pretensiones son interesantes, aunque en lo básico coincidía con el resto: hoy la violencia no sirve, pero eso no significa que la paz esté cerca. Algo me quedó claro: mientras viva, Mohamed no dejará la lucha. La gran pregunta es qué hará la mayoría de sus compatriotas y qué opciones imprevistas se abrirán. El futuro de Jordania -un estado con mayoría palestina- es uno de los temas curiosos que he oído repetir en ambos bandos.

En Hebrón ya había estado en 2010 y ha cambiado poco. El control israelí de un 20 por ciento de la ciudad crece: viven allí mil judíos y 1.500 árabes. Pero la mayoría de casas y tiendas que fueron de árabes están cerradas. Hablé con un colono que paseaba a su perro y dos hijos por “la ciudad fantasma” -como la llaman los árabes, y lo es.

Era americano y vivía aquí desde hacía 18 años, con lo que había estado aquí durante la segunda intifada: “Mi vida en Hebrón tiene sentido y un objetivo, pero tiene momentos muy duros”. Se quejaba de que como judío no podía pasear por el resto de la ciudad. Es increíble cómo ambos bandos han interiorizado una situación absurda.

Hoy voy a Nablús y Jenín, al norte de Cisjordania. Mañana martes espero visitar la zona del valle del Jordán y por la noche volver a Jerusalén. Miércoles y jueves serán días de asentamientos: tres visitas a seis asentamientos en dos días, desde dentro y desde fuera. El viernes aprovecharé que llega el sabbat para dar una vuelta por el desierto del Neguev, en el sur. Domingo, vuelta a Tel Aviv y el martes regreso a Barcelona. Habrá pasado, como siempre, más rápido de lo previsto.

Comentarios 3 comentarios

Comentarios

  • 09.04.2013 Uri

    Una comentario, has pensado en incluir algun mapa a tus posts? Si, los podemos buscar nosotros y tal… pero hoy en dia se pueden personalizar mapas de google maps y extraer un link que puedes meter en tu post y asi instantaneamente nos hariamos una idea de donde estan las cosas que nombras: puede que sean clarificadores.

    (no tengo tildes en este teclado)

  • 10.04.2013 Jordi Pérez Colomé

    De acuerdo. Buena idea. Intentaré hacerlo en los siguientes posts.

  • 18.02.2014 Sin Nombre

    Me encanta el enfoque que le das al conflicto. Buen reportaje/post.

especialidades de médico paga más alto levitra generico tecnología de Boston reed college farmacia
Fatal error: Uncaught wfWAFStorageFileException: Unable to verify temporary file contents for atomic writing. in /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php:47 Stack trace: #0 /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php(650): wfWAFStorageFile::atomicFilePutContents('/usr/home/obama...', 'saveConfig('livewaf') #2 {main} thrown in /usr/home/obamaworld.es/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php on line 47